terça-feira, 9 de fevereiro de 2016

La eutanasia sólo es un derecho en cuatro países y en California

Via Actuall 


La eutanasia es una práctica ilegal en la mayor parte del mundo. Apenas hay cuatro países, y el estado de California en EEUU, donde es un derecho más. Tres de estos países son europeos.
En Holanda, Bélgica, Luxemburgo y Colombia la eutanasia está permitida legalmente al igual que en California. En otros países como Suiza o en algunos estados norteamericanos como Oregón, Washington, Vermont o Montana se solapa a través de legislaciones difusas, vacíos legales o leyes que reconocen lo que llaman el “suicidio asistido”.

Por otro lado, Francia legalizó en marzo de este año la sedación terminal aunque continúa rechazando la eutanasia. 

Holanda, un país con 30 años de historia de la eutanasia
A la hora de hablar de eutanasia es preciso mirar hacia Holanda, país que lleva debatiendo sobre el asunto más de treinta años. En los años ochenta, se presentaron en el Parlamento holandés varias iniciativas políticas.
En 1985 se creó una Comisión Estatal para la Eutanasia que llevó a cabo un informe favorable a su regulación. Finalmente, el 1 de abril de 2002, entró en vigor la “Ley de comprobación de la terminación de la vida” a petición propia y del auxilio al suicidio en el que se establecían los requisitos para consentir la eutanasia. Desde entonces la eutanasia ha crecido un 73%.
Por otro lado, también los menores pueden solicitar la eutanasia. En unos casos con asentimiento paterno, concretamente entre los 12 y los 16 años, y sin este si superan los 16 años. 

Bélgica, primer país que legaliza la eutanasia a menores
Mientras tanto, en 2002 Bélgica aprobó la ley que despenalizó la eutanasia aunque no reguló el suicidio asistido. Además, Bélgica se convirtió en 2014 en el primer país del mundo que recogía en su legislación la eutanasia de menores sin requisito de edad.
Según datos ofrecidos por el diario Le Soir, la práctica de la eutanasia en Bélgica no ha parado de crecer desde que se legalizó en 2002. De ahí que se haya pasado de 205 casos en 2003, a casi 500 en 2007 y a 954 durante el 2010. 

Luxemburgo aprueba la eutanasia con gran polémica
Luxemburgo se convirtió en el tercer país del mundo en despenalizar la eutanasia en febrero del 2008. Se llevó a cabo en medio de un conflicto constitucional ya que el jefe del Estado, elduque Enrique de Luxemburgo, se negó a firmar la ley alegando un problema de conciencia.
Finalmente, el Parlamento aprobó la ley sobre el “derecho a una muerte digna”, así como la financiación estatal de la medicina paliativa para pacientes con enfermedades terminales. 

Colombia, primer país de América Latina
Colombia es hasta la fecha el único país de América Latina en aprobar la eutanasia (en mayo de 2015), tras la petición de Ovidio González, un enfermo de 79 años que padecía un cáncer terminal.
“El Ministerio de Salud insta a practicar un procedimiento de muerte anticipada con alto sentido humanitario”. Así fue como el Ejecutivo colombiano iniciaba un comunicado el 2 de julio en el que pedía poner fin a todos los obstáculos a la eutanasia de Ovidio. Según el protocolo, al enfermo que cumpliera con los requisitos necesarios para la “muerte asistida”, se le aplicaría una fuerte sedación. 

California, único estado de EEUU donde es legal
El Senado de California aprobó, en junio de 2015 la “Ley SB-128” que legaliza la eutanasia “para casos de enfermos terminales con una esperanza de vida inferior a seis meses”.
“Es un paso histórico para los californianos que sufren una enfermedad terminal y que han esperado una ley para determinar la calidad de sus últimos días”, explicó durante la sesión el senador demócrata Bill Monning, uno de los promotores de la medida. 

Suiza, sí al suicidio asistido
En el país alpino la eutanasia no está permitida legalmente, pero hay un vacío legal que permite en la práctica el “suicidio asistido”. La peculiaridad de Suiza consiste en que no es necesaria la asistencia del personal sanitario dejando el procedimiento letal en manos de una ONG. El único requisito de auxilio al suicidio que existe en este país es que detrás de la persona que ayuda no exista una motivación económica.
En 2012, dos de las numerosas empresas, Exit y Dignitas, dedicadas a realizar los trámites exigidos para que se pueda llevar a cabo el suicidio asistido publicaron un informe. En él informaban de que la primera, llevó a la muerte a 416 pacientes en 2012, frente a los 348 del año anterior.
Dignitas ofrecía además la eutanasia a “pacientes” extranjeros y ayudó a suicidarse a 840 personas, de las cuales, el 60% eran alemanes. 

“Suicidio asistido” en varios estados de EEUU
Con el 51% de los votos, Oregon, aprobó por referéndum en 1994 la legalización del suicidio asistido. Un año después fue declarada inconstitucional y finalmente en 1997 se aprobó de nuevo con el 60% de votos.
En Washington el electorado votó en 2008 a favor de la ‘Iniciativa 1000’ que legalizaba el suicidio asistido en el Estado.
Ese mismo año en Montana, un juez dictó que los pacientes terminales tenían el derecho al libre manejo de dosis letales de medicamentos recetados por los médicos, sin que pudieran existir consecuencias legales para los profesionales sanitarios. En 2009, la Corte Suprema de Montana declaró que el suicidio asistido era legal en el Estado.
Por otra parte, Vermont se convirtió en mayo del 2013 en el cuarto estado de Estados Unidos en permitir el suicidio asistido por los médicos, permitiendo a los pacientes terminales solicitar dosis de medicina mortal. 

Otro caso especial
Francia adoptó también en 2015 la sedación terminal pero rechazó la eutanasia y el suicidio asistido. La ley de sedación terminal, fue adoptada por 436 votos a favor, 34 en contra y 83 abstenciones, con consenso entre los dos partidos mayoritarios de la cámara.
Antes de esta ley, y cuando el paciente no estaba en condiciones de expresar por sí mismo sus deseos, los médicos consideraban la voluntad de la familia, pero no estaban obligados a obedecerlas.
Sin embargo, actualmente la ley permite que cualquier francés puede dejar por escrito la petición de sedación terminal con lo cual, los médicos estarían obligados a llevarla a cabo si llegara el caso de que el enfermo no pudiera comunicarla.

Sem comentários: